Economía

En agosto, las ventas minoristas cayeron 17,8% anual

cargando anuncio

Fueron medidas en cantidades. Incluye tanto la modalidad online como en locales físicos. La mayor retracción fue en el AMBA, donde las ventas cayeron 33% y en el resto del país bajaron 9,4%.

Compartir
Compartir articulo
En agosto, las ventas minoristas cayeron 17,8% anual

La Confederación Argentina de Mediana Empresa (CAME) informó que las ventas en comercios minoristas cayeron 17,8% en agosto frente a igual mes de 2019, medidas en cantidades. De esta manera, en lo que va del año, acumulan una caída anual de 30,5% que se explica por las fuertes bajas registradas en marzo, abril, mayo, junio y julio.

Si bien muchas ciudades del interior normalizaron su actividad, el cumplimiento de los protocolos, los menores ingresos de las familias, los altos niveles de endeudamiento y la menor circulación de personas en las calles, siguen afectando el consumo. Más difícil es la situación en la región AMBA, donde el aislamiento social, preventivo y obligatorio es más estricto.

La mayor retracción se sintió en el AMBA, donde las ventas minoristas cayeron 33% porque las restricciones y controles son más severas. En el resto del país, en cambio, las ventas minoristas bajaron 9,4%.

En mayor o menor medida, todos los rubros finalizaron en baja, incluso aquellos considerados esenciales como alimentos, farmacias o materiales eléctricos y ferreterías.

El dato surge de la medición de CAME en base a 1100 comercios de todo el país, relevados entre el lunes 31/8 y el sábado 5/9 por un equipo de 30 encuestadores localizados en las capitales del país, GBA y CABA.

El rubro con menor caída interanual en el mes fue nuevamente Farmacias (-4,9%), siempre medidas en cantidades. Las ventas en ese sector se mantuvieron activas, incluso en el momento más complicado de la cuarentena.

El segundo rubro con menor descenso anual en agosto fue Alimentos y bebidas (-6,7%). A medida que las personas comenzaron a circular por las calles, el consumo de esos productos dejó de concentrarse en los grandes supermercados. A su vez, se redujo la compra online y se incrementó la realizada en locales al público.

Comentarios