Walter Giardino: “No somos atractivos para cierta prensa”

Categorías: Cultura y Espectáculos.

Palabras destacadas: atractivos para cierta, walter giardino, sinfónico, rata, poder vivir, w.g, rata blanca, sinfónico del luna, sinfónico del luna park, trayectoria, luna park, viernes, prensa, música, gente, 30, blanca, banda, argentina, y 90.
Visibilidad: Destacadas por categoría – Cultura y Espectáculos.

Rata Blanca, la banda argentina que supo posicionarse como referente del rock metálico en Latinoamérica, despedirá el año con un show en el que repasará las mejores canciones de su trayectoria discográfica, el viernes 23 en Teatro Vorterix.

Este encuentro, que se enmarca en la gira celebración de sus tres décadas de historia y que tuvo como broche de oro el recital sinfónico del Luna Park, comenzará a las 19 en la sala de Federico Lacroze y avenida Álvarez Thomas (CABA).

La banda que se alza en la voz de Adrián Barilari, el baterista Fernando Scarcella, el tecladista Danilo Moschen y Pablo Motyczak en bajo, prevé también fechas el viernes 16 en el local rionegrino Kimika, de Cipolletti, y sábado 17 en Enigma Complejo Club, de Quilmes.

– Télam: ¿Qué significó el sinfónico del Luna Park?

– Walter Giardino: Fue la oportunidad de desquitarnos y de que la gente que vio por Internet nuestro recital de 1992 junto a la Orquesta de Cámara Bach pueda verlo en vivo. A veces no se toma dimensión de lo que hace un artista.

– T: ¿Por qué considera que no se tiene en cuenta?

– W.G.: Argentina se maneja de una manera poco curiosa. Muchas veces son más importantes cosas extra musicales o el histrionismo del artista que la carga artística. Rata fue una banda muy concreta y profesional y nunca dio demasiado de qué hablar más allá del logro desde lo artístico. Entre el género, la clase social e ideología, no somos demasiado atractivos para cierta prensa. Que la gente se sorprenda y diga que hicimos un sinfónico antes que Metallica significa que sabía que ellos lo habían hecho y que Rata no.

– T: ¿A Rata Blanca le faltó escándalo?

– W.G.: Hicimos las cosas tan bien que parece que sí (risas). No hubiese faltado motivo pero siempre fuimos muy reservados en nuestras vidas personales, cuidamos mucho la imagen del grupo con respecto a la intimidad. Mucha gente se sorprendería si sabe cómo era nuestra vida antes. Desde afuera somos unos chicos pulcros y buenos, nunca quisimos esa parte Rolling Stone.

– T: ¿Qué hay de esos inicios?

– W.G.: Rata se crío en Bajo Flores, somos muy de la calle. Era bastante difícil y salvaje, estábamos al borde de perder todo todos los días, en un submundo. Salíamos a la vida para dar un paso más en el sueño de poder vivir de esto y la ilusión nos libró de alguna manera. Ahora que nuestros hijos son más grandes y pueden comprender, podemos estar más tranquilos en contar algunas anécdotas.

– T: ¿Qué rescata de estos 30 años?

– W.G.: Que la música nos devolvió el honor de poder vivir de lo que hacemos y ser puros. No tuvimos nunca un doble discurso, nunca fuimos demagógicos y eso tuvo su costo.

– T: ¿Cómo afectó “Mujer amante” en su trayectoria?

– W.G.: Nos llevó arriba de todo. Para un sector más duro de la música era una canción reprobable. En algún momento nos fastidió que nos relacionaran siempre con ella pero después aprendí que de los éxitos uno no debe renegar. Pudimos crear un mundo Rata Blanca que es autónomo y está más allá de los productores y la prensa así que pude aceptarla. En algún momento hubo una sobre exposición que nos llevó a algún programa de TV de más, todas las grandes bandas del mundo tienen un playback en algún lugar insólito, es parte de la historia.

– T: En una entrevista que dio hace varios años, dijo que la prensa les había dado la espalda en los 90.

– W.G.: Una parte de la prensa, la misma que vemos hoy. Si una banda dura 30 años sin el mainstream quiere decir que ese sistema estuvo equivocado. Cuando una persona sale de su país y su música genera admiración, la respuesta es simple.


JK

Comentar