General

Luna llena en Piscis: sus efectos sobre cada signo del zodiaco

cargando anuncio

Esta última lunación antes del equinoccio adelanta tiempos de sensibilidad, mística e inestabilidad. Su impacto sobre los signos.

Luna llena en Piscis: sus efectos sobre cada signo del zodiaco

Este 20 septiembre, a las 20:54 de Argentina y de Chile; 18:54 de Perú, Ecuador, Colombia y México; y a la 1:54 del 21 de septiembre en España, se produce la Luna llena en el grado 28 de Piscis (en los últimos grados de Virgo y Piscis).

Esta lunación es la última antes del Ingreso del Sol al 0 de Libra, el equinoccio que dará inicio al otoño boreal y a la primavera austral que este año se produce el 22 de septiembre.

La magia de la Luna llena

La Luna llena se produce cuando el Sol y la Luna se encuentran diametralmente opuestos, los astrólogos lo llamamos “oposición” y es el aspecto que indica la culminación de un proceso iniciado con la Luna nueva. Todo lo que ha sido estimulado en esa Luna llega aquí a su máximo desarrollo.

Durante esta fase hay más necesidad de expansión social y necesidad de relación. Durante la Luna llena, nuestras emociones están más a flor de piel.

Cuando la Luna está llena de luz, inquieta los ánimos, hace perder terreno a la razón y desata las emociones; por eso, es un período muy propicio para la creatividad, para las citas románticas y para recoger los frutos de todo lo hecho a lo largo del ciclo.

Se está más eufórico y surgen situaciones con personas que traen respuestas o soluciones a los problemas. Las iniciativas de trabajo tienen ingredientes que lo facilitan.

Pero la luna llena también tiene fama de incitar a la violencia y aumentan los incidentes.

El organismo tiende a alterarse con más facilidad y las jaquecas y migrañas son típicas de esta fase. No es buena idea someterse a una cirugía durante esta fase, el riesgo de la hemorragia es mayor durante todas las Lunas llenas.

Bajo el signo de Piscis

El signo de Piscis es el signo Mutable del elemento Agua, una combinación que puede indicar debilidad, por ser un signo receptivo e inestable. Los planetas y las casas influenciadas por ese signo estarán afectados por su naturaleza vacilante y cambiante por esa razón esta Luna llena marca fluctuación, inestabilidad, variabilidad en los acontecimientos por ella señalados.

De las partes del cuerpo Piscis rige los pies. Tiene acción relajante sobre los tejidos que producen excesos de flema y mocos, también está asociado al aparato glandular, a los ganglios, vasos linfáticos, tejido linfático y mucosidades. Es un signo de naturaleza húmeda, fría, poco vital y fértil.

Todo lo que podemos hacer para mejorar y atender los pies en los días de Piscis tendrá un efecto dos veces más benéfico, preventivo y curativo, sobre todo los masajes en las zonas reflejas del pie con excepción de intervenciones quirúrgicas en esa zona del cuerpo.

Por el contrario, todo lo que signifique un esfuerzo mayor para los pies en los días de Piscis tendrá consecuencias más perjudiciales que en otros días.

El influjo de la Luna llena en Piscis

Neptuno, el regente moderno de este signo, se asocia con dimensiones de la vida que tienen que ver con lo trascendente, lo espiritual, lo ideal y la idealización, con lo sutil, lo intangible e invisible, con lo intuitivo, atemporal, inmaterial e infinito; con todo lo que trasciende el limitado el mundo concreto y material.

Puede aportar inspiración, éxtasis, unión mística, la tendencia a la ilusión, y al escapismo, a la intoxicación, a la psicosis, las distorsiones de la percepción, la desorientación y la confusión, al engaño afectivo y a la fantasía.

Por esa razón, y por lo sutil e imperceptible de su influencia, es que los que tengan puntos sensibles en el último decanato de Piscis -que recibe esta energía en forma plena- e igualmente Virgo, Géminis y Sagitario deben estar atentos a no caer en la peor expresión de su influjo que está asociado con todo aquello que sea tóxico para el organismo, incluso los virus.

Las estafas, los engaños, confusiones y decepciones también están bajo su dominio previo a flotar en una atmósfera de fantasía.

Los signos de Cáncer y Escorpio, especialmente quienes tengan puntos sensibles en el último decanato, reciben esta energía en forma armónica por lo cual estarán románticos e inspirados.

La Luna & Marte

El primer aspecto que hace la Luna llena después de su conjunción con el Sol será con Marte, el planeta de la acción que exiliado en el signo de Libra se comportará más violentamente, será un índice de manifestación de agresividad, de inquietud y de falta de tranquilidad.

Por esta razón, durante este período los nativos de Libra, especialmente quienes tengan puntos sensibles en el primer decanato, estarán más agudos que de costumbre, más impulsivos y menos diplomáticos.

Sus mentes se mantendrán particularmente activas e ingeniosas y actuarán con iniciativa, pero habrá que prevenir acciones precipitadas y la tendencia a los altercados y discusiones.

El primer decanato de los signos de Libra, Géminis, Acuario y en menor medida, Sagitario y Leo, se verán influenciados por una dosis extra de energía, pudiendo aprovechar este tiempo para iniciar proyectos, actividades intelectuales, sociales, e impulsar el trabajo, la profesión y los negocios.

Para Aries, Capricornio, Cáncer, sin embargo, hay un llamado de atención durante el tiempo del tránsito de Marte por Libra, es ya que suele ser estresante por una u otra razón.

Puede existir un exceso de actividad o una merma de esta, conflictos o trabas en el plano laboral. En cualquiera de los casos no será un período sereno y la tensión estará presente. Deberán tratar de evitar los impulsos, organizarse y perseverar frente a las dificultades.

Habrá tendencia a las discusiones y a la confrontación verbal y deberán prestar especial atención, ya puede haber propensión a los golpes, cortes, accidentes y robos.

Júpiter y Mercurio​

Júpiter y Mercurio están en un aspecto exacto de trígono durante la lunación, esa relación se llama en astro meteorología “apertura de puertas”, en este caso para los vientos. Ese aspecto se repetirá el 3 de octubre, ya que Mercurio retrogradará el 27 de septiembre, por lo tanto, la Luna llena marcará una temporada donde los vientos estarán muy activos.

En la vida diaria, ese aspecto puede expresarse como criterios poco realistas o prácticos para encarar los asuntos de comunicación, temas legales o de estudios, o bien puede significar caer en falta por poca atención a los detalles, o evaluarlos con una fe exagerada.

En estos días no hay que escuchar promesas poco realistas ni tampoco ofrecer más de lo que se pueda brindar, aunque seguramente encontrarán el camino allanado para realizar negociaciones deberán estar atentos a esos detalles.

Esto será especialmente así para quienes tengan puntos sensibles en los primeros grados del tercer decanato de Acuario, Libra, Géminis, Leo y Sagitario también, aunque en menor medida.

En cambio, aquellos nativos que tengan puntos sensibles en el último decanato de los signos Fijos -Leo, Tauro y Escorpio- deberán evaluar de forma realista sus expectativas fundamentalmente en el plano financiero.

Los problemas pueden aparecer como resultado de una actitud exageradamente optimista, despilfarradora y poco previsora. Desde un punto de vista positivo puede indicar generosidad y si se actúa con reflexión, el aspecto puede actuar positivamente.

Venus en Escorpio

Venus se encuentra en Escorpio opuesta a Urano indicando que las emociones estarán muy activas.

En Escorpio, la sensualidad de Venus está unida al impulso de Marte. Venus en Escorpio es sexualmente atractiva, aunque tormentosa. Indica fuertes pasiones, y da tendencia a los celos.

El planeta del amor y del placer en el signo de su exilio no se expresa bien ya que este signo encarna todo lo que es agresivo y enérgico mientras que Venus representa todo lo contrario, manifestándose a través del amor y la atracción.

Durante este paso, las pasiones y los deseos sexuales serán fuertes y la naturaleza amorosa necesitará regeneración y reorientación; la oposición de Urano le sumará un condimento de imprevisibilidad.

El paso de Venus por Escorpio marcará para este signo una acción dinámica encaminada hacia proyectos constructivos en los afectos, en las relaciones con el arte, la moda, las actividades sociales y será favorable para el desarrollo de su magnetismo personal.

Piscis y Cáncer se verán favorecidos por estas influencias ya que reciben las energías desde un ángulo suavemente afín.

Para Tauro, Leo y Acuario la oposición de Venus y Urano no será tan favorable, pudiendo vivir momentos difíciles ya que podrían aumentar las situaciones hostiles latentes en la vida doméstica.

Habrá tendencia a actuar de forma brusca, aunque se ganará más actuando con inteligencia. Estos días serán riesgosos para efectuar inversiones en objetos de valor y para la economía en general.

Por otra parte, Urano desde Tauro favorecerá a quienes tengan puntos sensibles en el segundo decanato de los signos de Tierra, Virgo y Capricornio, brindándoles cambios de forma armónica y favorable, trayendo a su vida cosas nuevas y facilidades imprevistas.

Por Patricia Kesselman, astróloga y profesora de astrología y tarot. En Instagram: @horoskopo.
Comentarios