General

¿Por qué las personas nocturnas enfrentan más dificultades que las matutinas?

El desajuste entre el trabajo y los horarios de sueño podría traducirse en desventajas cognitivas cuando las personas nocturnas se ven obligadas a adaptarse a un horario que no coincide con su ritmo circadiano.

¿Por qué las personas nocturnas enfrentan más dificultades que las matutinas?

El desajuste entre el trabajo y los horarios de sueño podría traducirse en desventajas cognitivas cuando las personas nocturnas se ven obligadas a adaptarse a un horario que no coincide con su ritmo circadiano.

En lo que al cronotipo se refiere, existen dos clases de personas: las nocturnas, que prefieren dormirse tarde y despertar pasadas las nueve de la mañana, y las matutinas, aquellas que empiezan su día al salir el sol y se acuestan temprano por la noche.

Al respecto, un estudio reciente sugiere que las personas nocturnas tienen una menor proporción de conectividad cerebral, lo que dificulta la sincronización de diferentes estructuras cerebrales. Esto podría explicar por qué estas personas tienen más problemas de atención y concentración que las personas matutinas.

Leé también: Detox digital: desconectar para conectar

Menor conectividad cerebral en personas nocturnas

Diversos estudios han demostrado que acostarse tarde puede tener peligrosas consecuencias para la salud, incluyendo un aumento del riesgo de muerte prematura. A grandes rasgos, esto se debe al desajuste entre ciclo circadiano y las exigencias sociales que suelen llevar un horario de nueve de la mañana a cinco de la tarde.

Con el objetivo de analizar la relación entre el ritmo circadiano y la conectividad cerebral de las personas, un equipo de investigadores llevó a cabo un experimento con 38 participantes sanos. En un principio, la tarea fue determinar el cronotipo de cada uno de estos participantes.

Para ello, se emplearon cuestionarios, rastreadores de actividad y pruebas de sangre a fin de medir sus niveles hormonales a determinadas horas del día.

Posteriormente, los participantes fueron sometidos a escáneres cerebrales mientras se encontraban en estado de reposo a fin de tener registro sobre sus niveles de conectividad cerebral. Además, se realizaron pruebas para medir la atención y los tiempos de atención de los participantes en diferentes momentos del día.

Específicamente, estas pruebas fueron realizadas a las ocho de la mañana y a las ocho de la noche. Así, tal como se esperaba, las personas matutinas mostraron un mejor desempeño en las pruebas realizadas durante la mañana, mientras que las personas nocturnas mostraron un rendimiento superior en las pruebas nocturnas.

Adicionalmente, a nivel cerebral, se observó que las personas matutinas tienen una mayor conectividad cerebral que las nocturnas en estado de reposo. Como si esto no fuese suficiente, esta mayor conectividad se asoció a un mejor rendimiento en las pruebas de atención y concentración, además de una somnolencia menos intensa.

El desajuste entre el ciclo circadiano y las exigencias 

Tal como se demostró, las personas nocturnas tienen una menor conectividad cerebral, lo que dificulta que diferentes estructuras cerebrales se sincronicen a la hora de realizar una determinada tarea. Esto se tradujo en menores niveles de atención, tiempos de reacción más lentos y una sensación más intensa de somnolencia a lo largo del horario laboral tradicional.

Al respecto, los investigadores sugieren que estos resultados podrían explicar por qué las personas nocturnas suelen experimentar dificultades para ajustarse a horarios típicos que no coinciden con su ciclo circadiano. En pocas palabras, este desajuste podría traducirse en desventajas cognitivas cuando las personas nocturnas se ven obligadas a adaptarse a un horario que no coincide con su ritmo circadiano.Leé además: Cinco beneficios de la espirulina sobre tu cerebro

No obstante, es importante tener presente que solo se encontró una relación entre la disminución de la conectividad cerebral de las personas nocturnas y su bajo rendimiento en las tareas experimentales. Por tanto, aun no puede hablarse de relaciones causales.

Por último, los investigadores se han propuesto continuar con la línea de investigación a fin de determinar con total certeza cómo y por qué el cronotipo afecta la conectividad cerebral de las personas.


TekCrispy /vm.

Más noticias
Comentarios

Más de general

Policiales
Espectáculos
General
<