Por un presupuesto transparente y con perspectiva de género

Categorías: General.

Visibilidad: Noticias Destacadas – Segundo Bloque.

ACIJ, ELA (Equipo Latinoamericano de Justicia y Género), FEIM, CAREF, MEI y la Fundación Siglo 21 convocaron a una jornada de debate con el objetivo de analizar la asignación y ejecución de recursos presupuestarios para el debido cumplimiento de derechos de las mujeres. Como resultado de la actividad, junto a otras organizaciones de la sociedad civil enviaron una carta a las comisiones de Presupuesto y Hacienda y de Familia, Mujer, Niñez y Adolescencia de la Cámara de Diputados de la Nación para advertir sobre la necesidad de garantizar el presupuesto necesario para avanzar en la igualdad de género y la erradicación de la violencia, con mayor transparencia.

En el marco de la Semana Presupuesto y Derechos 2016 convocada por la Asociación Civil por la Igualdad y la Justicia (ACIJ) se realizó en el Anexo de la Cámara de Diputados la jornada “Un presupuesto por la igualdad de género” coorganizada por la Fundación para Estudio e Investigación de la Mujer (FEIM), el Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA), la Comisión Argentina de Migrantes y Refugiados (CAREF), la Fundación Mujeres en Igualdad (MEI) y la Fundación Siglo 21. El objetivo fue analizar la asignación de recursos presupuestarios para el debido cumplimiento de los derechos de las mujeres, analizando los casos del presupuesto de la Ciudad de Buenos Aires y de la Nación.

A la actividad, realizada en el día en que diputadas y diputados nacionales trataron en la Comisión de Presupuesto y Hacienda el proyecto de Ley de Presupuesto General de la Administración Nacional para el Ejercicio Fiscal del año 2017, asistieron casi 40 personas pertenecientes a diversas organizaciones y agrupaciones..

Natalia Gherardi y Lucía Martelotte, de ELA, junto a Camila Barón de ACIJ focalizaron sus intervenciones en el estudio de las partidas asignadas al Consejo Nacional de las Mujeres (CNM) y al Plan Nacional de Acción para la Prevención, Asistencia y Erradicación de la Violencia contra las Mujeres 2017/2019, el cual no aparece claramente identificado en el presupuesto para el próximo año. Para el análisis, ELA contó con la colaboración de la economista Magdalena Mendéz, que relevó en particular las asignaciones presupuestarias destinadas a la lucha contra la violencia de género, tema central del proyecto “Cerrando Brechas para erradicar la violencia contra las mujeres”, que cuenta con el apoyo financiero de la Unión Europea.

“El cálculo en términos reales nos muestra que el Consejo Nacional de las Mujeres tendrá 8% menos de presupuesto si se tiene en cuenta la inflación prevista por el propio Poder Ejecutivo Nacional”, sostuvo Martelotte. Para todo 2016, el CNM sufrió un recorte de casi 4 millones de pesos y solo puede destinar un presupuesto de $3,85 por cada mujer. Para 2017, será de $4,45 por mujer, para todo el año. La cifra es irrisoria si se compara con otras áreas. Por ejemplo: durante 2016 el gasto por día en Prensa y Difusión de actos de gobierno equivale a 17 veces el total de presupuesto diario del Consejo Nacional de las Mujeres.

Por su parte, Mabel Bianco y Alejandro Sonis, de FEIM, analizaron las partidas presupuestarias para dos programas clave: el Programa Nacional de Salud Sexual y Procreación Responsable y el Programa Nacional de Educación Sexual Integral. “Sobre el primero encontramos datos publicados, pero sobre el segundo fue imposible acceder a información destallada porque no está desagregado por el Ministerio de Educación”, dijo Bianco. Sonis, economista especialista en Salud, detalló los montos destinados a la compra de métodos anticonceptivos y mostró las diferencias entre el presupuesto asignado y el efectivamente utilizado año a año. “Cada vez que se cambia la gestión del ministerio de Salud, cae la compra de insumos”, indicó.

Uno de los mayores desafíos identificados a partir de las exposiciones fue la falta de transparencia de los presupuestos, producto del nivel de agregación de los datos. Los presupuestos no permiten identificar con claridad los fondos asignados a los programas dedicados a diversas formas de promoción de la igualdad de género y protección de los derechos de las mujeres. De esta manera, se dificulta el monitoreo de la ejecución presupuestaria, la evaluación del cumplimiento de las metas y la rendición de cuentas.

Al cierre de la mesa, luego del intercambio con las asistentes, se decidió elevar una nota al presidente de la Comisión de Presupuesto y Hacienda y a la presidenta de la Comisión de Familia, Mujer, Niñez y Adolescencia, para señalar las principales áreas de preocupación identificadas: la falta de transparencia y la explicitación de los fondos asignados a aquellas políticas que buscan promover la igualdad de género, y en particular la falta de identificación de fondos asignados a la ejecución del Plan Nacional de Acción contra la violencia.

LC

Comentar