Internacionales

El Tribunal Supremo avala la exhumación de los restos de Franco

La máxima instancia judicial del país dio luz verde a que el gobierno exhume del Valle de los Caídos los restos del dictador.

El Tribunal Supremo avala la exhumación de los restos de Franco

MADRID, ESPAÑA. El Tribunal Supremo de España aprobó hoy la exhumación de los restos del dictador Francisco Franco del Valle de los Caídos y su traslado a un cementerio próximo a Madrid, en contra de los deseos de la familia.

Franco está enterrado desde su muerte en 1975 en el monumento del Valle de los Caídos que el propio dictador ordenó construir, y sus nietos querían que, en caso de exhumación, fuera inhumado en la catedral de La Almudena, en el centro de Madrid.

Fuentes judiciales citadas por la agencia de noticias EFE indicaron que el alto Tribunal rechazó en su totalidad el recurso que los nietos del dictador habían presentado contra el acuerdo del gobierno del pasado 15 de marzo que fijaba la exhumación para el pasado 10 de junio, fecha que debió posponerse.

La posición del presidente Sánchez

El presidente del gobierno, el socialista Pedro Sánchez, calificó la decisión como “una gran victoria de la democracia española”, en un mensaje en redes sociales en el que subrayó que la “determinación” del Ejecutivo para “reparar el sufrimiento de las víctimas del franquismo” ha guiado siempre su acción de gobierno. “Justicia, memoria y dignidad”.

La vicepresidenta, Carmen Calvo, dijo que la exhumación se hará “cuanto antes” porque así lo avala la sentencia del Supremo y para alejarla lo más posible de la próxima campaña electoral de los comicios parlamentarios del 10 de noviembre.

El gobierno de Sánchez tomó la decisión de exhumar los restos del dictador en aplicación de la ley española de la Memoria Histórica, que prohíbe homenajear y exaltar la dictadura franquista (1939-1975).

La decisión del Ejecutivo establecía la inhumación en el cementerio de Mingorrubio-El Pardo, en las afueras de Madrid, donde está enterrada desde 1988 la esposa de Franco.

El fallo del Tribunal, que se hará público en los próximos días, rechaza también un pedido de la familia del dictador para que, en caso de autorizarse la exhumación -como ocurrió-, los restos fueran enterrados en la catedral de Madrid, donde la hija de Franco compró en 1987 una sepultura para varios cuerpos.

La posición del gobierno, que finalmente recibió el apoyo de los magistrados, rechazaba esa pretensión debido a motivos de seguridad, ya que consideraba que la posibilidad de que Franco recibiera homenajes en pleno centro histórico de Madrid podría generar incidentes.

Más escollos a la exhumación del genocida español

La inhumación de Franco afronta no obstante un último escollo judicial, ya que un juez de Madrid suspendió de forma provisional la licencia de obras del municipio de San Lorenzo de El Escorial -municipio donde está el Valle de los Caídos- para levantar la losa de la tumba del dictador.

Ese juez aceptó a trámite una petición particular que argumentaba que levantar la losa, de dos toneladas de peso, podría suponer un peligro para los operarios.

El Valle de los Caídos se encuentra dentro de la Comunidad de Madrid, pero a 55 kilómetros de la capital.

Francisco Franco siempre defendió que se trataba de un monumento para todos los que habían perecido luchando en la Guerra Civil (1936-1939), por lo que combatientes de ambos bandos fueron enterrados allí: 15.000 del nacional (el de Franco) y 18.000 del republicano.

Más noticias
Comentarios
Policiales
Nacionales
General
Provinciales