Policiales

“El juez no quería que sea querellante y la fiscal me humilló”

cargando anuncio

Lo dijo Nélida, la madre de Jonathan Ramírez, el joven asesinado en la zona de la rotonda de la Avenida Uruguay de Posadas, crimen por el que fue detenido un hombre este martes. La mujer admitió que mantiene sus dudas sobre la investigación, en la que no fue citada para aportar datos a la causa. Dijo que confía en un sector de los investigadores y reveló haber sido humillada por la fiscal Adriana Herbociani. Además, el juez Verón se habría negado tajantemente a que la familia de la víctima, se constituya en querellante. Mientras tanto, seguirán las marchas exigiendo justicia por el homicidio del joven.

“El juez no quería que sea querellante y la fiscal me humilló”

Lo dijo Nélida, la madre de Jonathan Ramírez, el joven asesinado en la zona de la rotonda de la Avenida Uruguay de Posadas, crimen por el que fue detenido un hombre este martes. La mujer admitió que mantiene sus dudas sobre la investigación, en la que no fue citada para aportar datos a la causa. Dijo que confía en un sector de los investigadores y reveló haber sido humillada por la fiscal Adriana Herbociani. Además, el juez Verón se habría negado tajantemente a que la familia de la víctima, se constituya en querellante. Mientras tanto, seguirán las marchas exigiendo justicia por el homicidio del joven.POSADAS. La detención de un sospechoso por el crimen de Jonathan Ramírez, fue analizada con cierto escepticismo por parte de la madre del joven asesinado de un puntazo en la zona de la Rotonda de la Avenida Uruguay, en Posadas, el 10 de Noviembre pasado.

En diálogo con MisionesCuatro, Nélida dijo que no reconoce al hombre de 33 años como el joven que caminó junto a su hijo, en los instantes previos a la estocada letal. Pero además, la mujer hizo mención a los puntos oscuros de la investigación que conducen el juez Fernando Verón y la fiscal Adriana Herbociani.

Justamente, Nélida reveló que el primero se puso muy nervioso y se opuso a que la familia de Jonathan se constituyan como querellantes. En cuanto a la fiscal, Nélida aseguró que la humilló en una de las entrevistas.

No fui notificada por el juez (de la detención del sospechoso) y hasta este momento, no creía. No le veo similitud alguna con la persona con la que Jonathan va caminando. Tengo fuentes que sostienen que este señor se entregó”, comentó Nélida, quieen aseguró que hasta donde sabe, Jonathan no se relacionaba en su vida cotidiana con alguien apodado “nariz chata”, como lo es el detenido.

En cuanto a la detención, Nélida dijo: “Ellos (por la policía) sabrán por qué lo detienen. Les voy a dar tiempo. No puedo sobrepasar a lo que están investigando, desde mi punto de vista están haciendo bastante bien las cosas. Confío en un grupo (de los investigadores)”, admitió un tanto nerviosa y sin explayarse sobres este tema.

Sin embargo, Nélida reiteró que había por lo menos tres personas que llegaron al hospital antes que ella y “estuvieron pidiéndome el celular de mi hijo. Estas tres personas que ya estaban en el lugar y tenían afán por hacerse con el teléfono”, reveló la mujer, quien hizo otra importante acusación respecto del teléfono de su hijo. De acerdo con Nélida, estos desconocidos se hicieron con el teléfono y al momento del peritaje, “no estaba la tarjeta de memoria”.

Acto seguido, Nélida cuestionó la investigación que lleva adelante el juez Verón, señalando que pese a haber pasado más de 15 días del homicidio del joven, el juez no tomó decisiones básicas, como elaborar un identikit, convocar a familiares a que declaren para construir un perfil de la víctima y su entorno, o retener los celulares de las personas que estuvieron con la víctima, en sus últimas horas de vida.

Dicen que bajó de un colectivo pero no ví ninguna prueba”, insistió.

En tono crítico hacia Verón, Nélida contó que en una de las reuniones, le preguntó al magistrado si le correspondía constituirse como querellante, el juez se mostró muy ofuscado y nervioso, opinando que ella no necesitaba un querellante particular, por estar bien representada por la fiscla. “Me dijo que no necesitaba un abogado porque yo tenía una fiscal. Pero si la fiscal me humilla…no tengo nada, estoy en la nada misma”, fustigó.

No obstante, según Nélida, en una de las audiencias que mantuvo con la fiscal Herociani, esta la humilló. “Cuando la encuentro a la fiscal, me empezó como a retar. Me tiró una carpeta y me ordenó que lea. Le dije que no todos los días se me muere un hijo. Nos lo pidió de mala forma y, mi mamá y yo, no lo comprendíamos. Sufrí tanta humillación. Cómo voy a comprender un expediente penal”, relató la mujer, rompiendo en llantos al recordar el maltrato.

Nunca me llamaron a declarar. Es muy raro (cómo investigan la causa)”, comentó la mujer.

Por otra parte, Nélida aclaró que continuarán las marchas de silencio exigiendo el esclarecimiento del crimen.

Leé también:

Cayó un sospechoso por el crimen de Jonathan Ramírez
Nuevo pedido de justicia por Jonathan Ramírez

gw.

Comentarios