Policiales

Testigos afirmaron que Santa Cruz iba ebria y abandonó al atropellado Cabrera

Así lo indicaron tres testigos que declararon en la primera jornada del juicio oral contra la ex Miss Argentina, acusada de homicidio culposo por causarle la muerte a Ramón “Topo” Cabrera, en la madrugada del 31 de Enero del 2016. Hasta su marido, Claudio Ferreyra, admitió que Rocío Santa Cruz le mintió al decir que no sabía cómo se había producido la abolladura al Peugeot 408 que conducía borracha, cuando desencadenó el siniestro fatal.

Testigos afirmaron que Santa Cruz iba ebria y abandonó al atropellado Cabrera

Así lo indicaron tres testigos que declararon en la primera jornada del juicio oral contra la ex Miss Argentina, acusada de homicidio culposo por causarle la muerte a Ramón “Topo” Cabrera, en la madrugada del 31 de Enero del 2016. Hasta su marido, Claudio Ferreyra, admitió que Rocío Santa Cruz le mintió al decir que no sabía cómo se había producido la abolladura al Peugeot 408 que conducía borracha, cuando desencadenó el siniestro fatal.POSADAS. Rocío Fiorella Santa Cruz  (33) llegó al juicio oral y público por la muerte del inspector de tránsito municipal Ramón Víctor Cabrera (52), ocurrida el 31 de enero de 2016, y en la primer jornada, quedó muy complicada por el testimonio de tres testigos, entre ellos, su propio marido, Claudio Ferreyra –el sobrino del ex presidente de EMSA, Sergio Pity Ferreyra.

La acusada nunca miró a los presentes en la sala de audiencias de la Justicia Correccional, a los que les dio la espalda en todo momento. Para evitar que la retrataran y la filmaran se cubrió el rostro con su cabellera. Se negó a declarar al momento de ser llamada a indagatoria. Pero anticipó que declararía más adelante.

En la primera audiencia, que tuvo lugar este jueves por el homicidio culposo, tres testigos brindaron declaraciones que apuntan a que Santa Cruz conducía borracha y no respetó la distancia para evitar el choque con la motocicleta de la víctima. Además, lo abandonó a su suerte, de acuerdo con los testimonios.

Claudio Ferreyra, esposo de la juzgada, admitió ante el juez César Jiménez que su mujer, el día del hecho, optó por mentirle en un principio, al no contarle que había embestido al motociclista en avenida Quaranta, entre Zapiola y 115. Recordó que ella le dijo que no sabía cómo se había dañado el Peugeot 408 blanco.

“Los medios nos estigmatizaron, sobre todo a mi señora. También quiero decir que siempre estuvimos preocupados por resarcir a la familia de la víctima. Como aún estamos en tratativas con el seguro, hicimos un ofrecimiento, pero siempre pensando en ayudar, ese fue el sentido”, afirmó Ferreyra, confirmando los dichos de la familia de la víctima, que señalaron que les ofrecieron 600 mil pesos para que no se concrete el juicio.

Luego, habló el licenciado de la Policía Juan Carlos Vázquez, perito oficial, quien sostuvo que el choque se produjo porque la acusada no guardó la distancia con respecto a la moto de Cabrera. Además, señaló que iba con más velocidad de la permitida en esa zona (Quaranta y 115) y que manejaba alcoholizada.

Vázquez detalló que el auto iba de Este a Oeste, detrás de la moto de 110cc, y que por el impacto, terminó con daños en el sector medio de la parte delantera. Hecho corroborado fotográficamente en el expediente.

Con esto, el perito ratificó en el debate oral lo que asentó en el informe hecho durante la instrucción. Cuando le preguntaron si se podía determinar si Cabrera no llevaba el casco al momento del impacto, reconoció que esto no es posible.

Finalmente, fue el turno de Rubén Rodríguez Dos Santos, perito de parte, quien en gran parte de su exposición adhirió a las conclusiones de Vázquez.

El debate continuará el martes 20, con la declaración de otros tres testigos.

Más noticias
Comentarios
Policiales
Espectáculos
Nacionales
General