Política

Advierten sobre los intereses de EEUU en Afganistán y aclaran que los talibanes hacen una interpretación demencial del Corán

cargando anuncio

El analista Juan Venturino opinó que la principal potencia armamentística del mundo “no pacificó” al país ahora tomado por los talibanes, un grupo insurgente, fuertemente armado y fundamentalista.

Advierten sobre los intereses de EEUU en Afganistán y aclaran que los talibanes hacen una interpretación demencial del Corán

POSADAS. Para el analista de política internacional Juan Venturino, el gobierno de Estados Unidos no resolvió ninguno de los conflictos que existen desde hace años en Afganistán, donde grupos extremistas islámicos conocidos como “talibanes” tomaron el control de la ciudad de Kabul y la totalidad del país, con consecuencias desastrosas para las mujeres y para todo aquel que no comulgue una la interpretación sesgada y “demencial” que sostienen del Corán, el libro sagrado de la religión islámica.

En diálogo con MisionesCuatro, Venturino recordó que, en 2001, hubo una intervención armada de EEUU que, en los papeles “vino a resolver” un conflicto, por la presencia de Osama Bin Laden, que “se creía que estaba allí”.

“Talibán para el musulmán, significa seminarista, estudiante de la religión islámica”, comentó el analista, llamando la atención sobre el devenir de este grupo religioso, que termina conformando un grupo “insurgente, fuertemente armado y con presencia total” en el país.

A este respecto, Venturino recordó que Afganistán, no sólo es uno de los “principales productores de opio del mundo. Además, está estratégicamente emplazado para el comercio en la zona”, dijo.

El recrudecimiento de un conflicto que llevaba décadas latente

“La intervención militar (estadounidense) fue retirada, hace un año. Los talibanes venían ocupando territorios y sólo le faltaba ocupar algunas zonas especiales, en este caso Kabul”, precisó Venturino, quien añadió que “nada de la transición pacífica que esperaba EEUU” ocurrió en el país.

De acuerdo con Venturino, el pasaje de un gobierno de ocupación a uno propio, con coexistencia con grupos talibanes radicalizados, nunca se concretó. “Ya los talibanes venían copando buena parte de los territorios y convivían con el gobierno afgano puesto por EEUU. Sin embargo, esto se vio interrumpido cuando los talibanes fueron tomando más territorios”, insistió el analista.

Asimismo, Venturino aclaró que este conflicto en Afganistán, “pasa todos los días en cualquier califato que interprete de manera sesgada la ley islámica. No se desprende del Corán que la mujer no pueda estudiar, comerciar o que no pueda estar en ninguna parte”, remarcó el analista, añadiendo que de los 75 distintos grupos que profesan la religión islámica, sólo unos pocos son extremistas islámicos.

Duras críticas al gobierno estadounidense

“Las principales víctimas de estos grupos extremistas, no son los ciudadanos de EEUU”, enfatizó Venturino, poniendo de relieve que son las propias poblaciones de islamistas no fundamentalistas, los que sufran la violencia de los talibanes. “El mundo occidental y feminista se escandaliza (por las recientes imágenes de Afganistán). Pero eso pasaba antes y sigue pasando en otras latitudes”, advirtió.

El de los talibanes “es un grupo extremista que hace una interpretación única de la ley islámica, eso no es el Islam. Es una visión sesgada que hacen los talibanes”, reiteró Venturino, quien se mostró preocupado por lo que va a ocurrir con la población afgana. “Las mujeres se van a llevar la peor parte”, expresó Venturino, añadiendo que “si estos jóvenes huían con tal desesperación, colgados de los aviones y coqueteando con la muerte, nada bueno va a venir en estas tierras”.

“El islam no permite matar a nadie y prohíbe cualquier tipo de restricción sobre las libertades de mujeres y niños. Esto que nos muestran del Islam, es la locura de un grupo de personas que reivindican algunos pasajes del Corán, que reinterpretan como quieren”, denunció Venturino, que también cuestionó a Estados Unidos y sus intereses en la zona.

“EEUU es la primera potencia militar mundial. Y representa el 40% del gasto militar mundial. Es muchísimo dinero, a tal punto que cuesta dimensionarlo. Hace 10 años, EEUU gastaba 1 millón de dólares por minuto en carrera armamentística. Y esto fue creciendo”, sentenció Venturino, vinculando la industria armamentística con las ocupaciones norteamericanas en países islámicos. Estados Unidos, “no pacifica nada, se retira y todo queda como antes”, remató.

Comentarios