Política

Alcaldes renovadores en pie de guerra por el Fondo de la Soja

cargando anuncio

El intendente de Campo Ramón, Carlos “Kako” Sartori, se mostró preocupado por el recorte decretado por el gobierno nacional y anticipó que podrían ir a la Justicia para que se retrotraiga la medida. Además, admitió que se debe rediscutir el porcentaje de la recaudación que reparte la provincia a los municipios, que no supera el 12%.

Alcaldes renovadores en pie de guerra por el Fondo de la Soja

El intendente de Campo Ramón, Carlos “Kako” Sartori, se mostró preocupado por el recorte decretado por el gobierno nacional y anticipó que podrían ir a la Justicia para que se retrotraiga la medida. Además, admitió que se debe rediscutir el porcentaje de la recaudación que reparte la provincia a los municipios, que no supera el 12%.POSADAS. El recorte del Fondo de la Soja o Fondo Federal Solidario, generó un profundo malestar entre los alcaldes de la Renovación, que preparan una serie de medidas de reclamo para que se retrotraiga la medida del gobierno nacional. Incluso, no descartan ir a la Justicia y llegar hasta la Corte Suprema, por estos fondos que representan unos 605 millones de pesos anuales –de los cuales, 230 millones eran distribuidos entre las intendencias.

Sin embargo, pese a admitir que el porcentaje de la coparticipación que la provincia distribuye entre los municipios -12%- es exiguo, los alcaldes no se plantean reclamar en igual medida al Estado provincial.

Según el intendente Carlos “Kako” Sartori (Campo Grande), se mostró preocupado por este inesperado recorte de fondos, que en su municipio se utilizaba para mejoras de infraestructura. “Contábamos con estos recursos para cordón cuneta, empedrado, etc., y veníamos planificando (utilizarlos)”, comentó Sartori, en idéntica línea de otros alcaldes, que ya habían tomado deuda en función de los pagos del FFS, que fueron suprimidos por decreto de necesidad y urgencia del presidente Mauricio Macri.

Para Sartori, esta decisión del gobierno nacional, que viola lo que estaba pautado con las provincias tras el Pacto Fiscal 2017 –habían firmado que el Fondo de la Soja continuaría hasta el final del año- “es una avasallamiento a nuestras arcas”, y “vamos a reclamar fuertemente esta cuestión”.

Repreguntado al respecto del tipo de reparto que hace la provincia, sobre la recaudación propia de la Dirección General de Rentas, Sartori admitió que es un 12%, un porcentaje bastante exiguo que explica en parte, por qué los municipios dependen de partidas nacionales como el FFS. “Estas partidas del fondo de la Soja, nos permitían hacer obras de alto impacto”, dijo el intendente renovador.

“El 12% de lo que recauda la provincia, entre lo que recibe de fondos coparticipables y lo que recauda, es lo que se reparte a los municipios, por ley”, remarcó. Y al ser repreguntado sobre la posibilidad de que la provincia reparta un porcentaje mayor a los municipios, Sartori adoptó una posición evasiva: “Son cuestiones de debate que se están hablando”.

De acuerdo con Sartori, es “mezquina” la posición del gobierno nacional, que de un plumazo y por decreto, suprime el Fondo de la Soja que ya estaba presupuestado. Y en esta línea, el alcalde confirmó que este jueves están presentando una nota conjunta “a nuestros legisladores provinciales, expresando el descontento por el recorte del fondo sojero”. Además, anticipó que acudirán a la justicia para reclamar por estos recursos.

Sin embargo, se nota en los intendentes renovadores que no hay tanto énfasis al momento de exigir un reparto menos centralista de los recursos que maneja la provincia, es decir, en el reclamo para que la provincia reparta mucho más que el 12% vigente –y este es un reclamo que el partido gobernante podría transformar en ley, porque tienen mayoría en la Cámara de Representantes.

De hecho, no se presentaron ante la justicia provincial por ese exiguo reparto de fondos coparticipables que hace la provincia. En este punto, parece tallar la pertenencia política de los alcaldes al mismo partido que gobierna Misiones, desde 2003 a la fecha. Con el gobierno de Cambiemos, no existe ningún impedimento para hacer los reclamos correspondientes.

jmm.

Comentarios