Política

El peronismo, la renovación y Cambiemos pelearán las bancas en el Senado

cargando anuncio

Los que terminan su mandato en diciembre son todos K. Las ambiciones de Closs preocupan al rovirismo que arma las listas. Puerta es la única opción peronista y opositora. En Cambiemos se peleará una dura interna entre Schiavoni y Ziegler, pero se puede sumar Pastori.

El peronismo, la renovación y Cambiemos pelearán las bancas en el Senado

Los que terminan su mandato en diciembre son todos K. Las ambiciones de Closs preocupan al rovirismo que arma las listas. Puerta es la única opción peronista y opositora. En Cambiemos se peleará una dura interna entre Schiavoni y Ziegler, pero se puede sumar Pastori.Los senadores kirchneristas de Misiones, Salvador Cabral Arrechea, Juan Manuel Irrazábal y Sandra Giménez dejan su banca el próximo 10 de Diciembre. Los tres son K y votan de acuerdo a los designios del poder político misionero y de acuerdo a las conveniencias del gobernador Hugo Passalacqua.

Por este motivo, desde el oficialismo provincial habrá una fuerte apuesta electoral con vistas a no perder presencia en la Cámara Alta y así poder negociar e intercambiar esos votos con el gobierno de Cambiemos.

Aún así, en el seno del Gobierno nadie se atreve a arriesgar los nombres propios que estarán en esa lista. Sin dudas los candidatos se definirán, como siempre, en las oficinas de la Cámara de Diputados con el claro aval de Carlos Rovira. Y de acuerdo a la metodología aplicada hasta el momento, no habrá ni se permitirá ninguna puja interna, al menos en las urnas, para la selección de los candidatos.

A pesar de esto, en las filas renovadoras se teme que las ambiciones del ex gobernador, Maurice Closs complique el año. El actual diputado nacional tiene la idea fija, quiere ser Senador, quiere mostrar que tiene votos. “Soy parte fundadora y extremadamente importante, con una ascendencia sobre gente que está distribuida en los municipios de la provincia y que le ha dado a la renovación históricos triunfos”, dijo Closs a los medios apenas arrancó el año para anotarse en la pelea y contar los porotos en los municipios.

El deseo de Closs complica al oficialismo, espacialmente porque existe una clara división interna con la militancia rovirista y si el ex gobernador no acuerda con Rovira podría devenir un terremoto interno.

Más allá de esta dificultad, en las primeras líneas de la renovación se especula y se sueña con la posibilidad de quedarse con las tres bancas o en su defecto lograr que por la minoría ingrese un “pseudo-opositor” y no algún referente de la real oposición en Misiones.

Es decir, la renovación busca que en el peor de los casos ingrese por Cambiemos el actual diputado Alfredo Schiavoni y no Alex Ziegler o Luis Pastori, por lo que se anticipa que tendrán una fuerte injerencia en la interna del macrismo.

Obviamente, el oficialismo también ya puso en marcha su tradicional campaña de “desprestigio” para evitar que el actual Embajador, Ramón Puerta, llegue al Congreso.

Sin embargo, el ex gobernador se presenta como la única opción peronista en Misiones y tras una buena gestión en España regresa a la puja electoral como eje central de la verdadera oposición en la provincia.

Tal es la preocupación de la renovación que se intentó instalar la idea de que Puerta no se anotaba como candidato este año, pero la confirmación del Embajador alteró los ánimos de quienes veían venir unas elecciones controladas por Rovira.

“Voy a ser candidato cada vez que haya elección. Si no me votan, me banco; si me votan les resuelvo los problemas porque sé cómo hacerlo”, afirmó Puerta y aclaró que “tenemos que reconstruir desde la oposición un Peronismo. Tiene que haber oficialismo y oposición, tiene que haber partidos políticos, debate de ideas y propuestas claras. Basta de ir detrás de un dirigente”, sentenció.

Leer también: Misiones es una de las ocho provincias que renuevan bancas en el Senado 

xp

Comentarios