Posadas

Posadas: Brindan apoyo escolar y advierten sobre problemas de lecto-comprensión

cargando anuncio

Se trata de un grupo de voluntarios reunidos por Barrios de Pie, organización social que lleva a cabo tareas de apoyo escolar para niños y adultos en estas vacaciones de invierno, en el Barrio Belén. “Los chicos están en cuarto grado y no saben leer”, advirtió una de las voluntarias.

Posadas: Brindan apoyo escolar y advierten sobre problemas de lecto-comprensión

Se trata de un grupo de voluntarios reunidos por Barrios de Pie, organización social que lleva a cabo tareas de apoyo escolar para niños y adultos en estas vacaciones de invierno, en el Barrio Belén. “Los chicos están en cuarto grado y no saben leer”, advirtió una de las voluntarias.
POSADAS. “Los chicos están en cuarto grado y no saben leer”, admitió una de las voluntarias de Barrios de Pie, que llevan a cabo tareas de apoyo escolar en el Barrio Belén de Posadas, durante las vacaciones de invierno. El grupo sumó voluntarios con los que desarrollan tareas de apoyo escolar para niños y adultos, y en diálogo con MisionesCuatro, destacaron la importancia de la labor que llevan adelante, sobre todo en cuanto a los problemas de lecto-comprensión que han detectado en los chicos, que, formalmente, son alumnos de escuelas públicas.
Laura, estudiante del profesorado de lengua y una de las integrantes de Barrios de Pie, explicó que la idea inicial fue reforzar la lecto-comprensión de los chicos del barrio Belén. “Fuimos juntando voluntarios para ayudarnos con las tareas de apoyo escolar para niños y adultos. La idea era que aprendan a leer y escribir, lo básico. Tenemos voluntarios que vienen martes y jueves y con la organización venimos de lunes a viernes. Los sábados hacemos talleres de lectura y cuentos. Estamos en cinco merenderos en distintos lugasres”
Consultada al respecto, Laura contó que los niños se suman a las actividades y pasaron de 10 a 20 niños en uno de los comedores del Belén, “y ahora somos más de 50. Con eso te digo todo”, afirmó la joven.
“Hay chicos que vienen de cuarto grado (10 años) y no saben leer ni escribir. Observo chicos que copian pero no saben leer. Es terrible la necesidad que tienen”, destacó la integrante de Barrios de Pie. “Los chicos se adhieren muchísimo, prefieren venir, porque tienen muchas necesidades básicas en la casa”, relató la joven, añadiendo que, además de los problemas de lecto-comprensión, lo niños muchas veces padecen hambre cuando llegan al comedor para las clases de apoyo escolar.

Comentarios