Posadas

Zbikoski admitió que facturaban entre 2 y 3 millones de pesos diarios

cargando anuncio

En su reclamo por la crítica situación del sector del transporte urbano, Marcelo Zbikoski reveló que transportaban 110 mil pasajeros diarios en Gran Posadas. Ahora pasaron a 8 mil pasajeros por la cuarentena. El Grupo Z mantiene en secreto los números reales de la recaudación y recibe millonarios subsidios.

Compartir
Compartir articulo
Zbikoski admitió que facturaban entre 2 y 3 millones de pesos diarios

POSADAS. “Habitualmente transportamos 110 mil pasajeros, hoy no subimos de 8 mil pasajeros diarios”, lanzó Marcelo Zbikoski en una entrevista radial el pasado viernes, en su análisis de la crítica situación que padece el sector del transporte urbano de pasajeros en el Gran Posadas, producto de la cuarentena obligatoria para impedir el avance del nuevo coronavirus. Con esto dejó en evidencia la millonaria facturación diaria que maneja el Grupo Zbikoski, desde hace más de una década, uno de los principales aportantes en las campañas electorales del Frente Renovador de la Concordia Social.

El empresario, uno de los de peor imagen en la provincia, admitió estar percibiendo subsidios provinciales para pagar sueldos, pero evitó ahondar sobre el tema de la facturación del grupo empresario que explota el 80% de las líneas de transporte del Gran Posadas. Y que, además, maneja el sistema del boleto prepago SUBE Misionero.

“El análisis y la lectura de la realidad me parece preocupante. Todas las empresas del interior del país que tengan que ver con el transporte y vinculadas a ello, están subsidiadas. Nosotros estamos siendo subsidiados por el Gobierno Provincial para poder pagar los salarios. Este mes tuvimos que recurrir a otras entidades bancarias para poder pagar los sueldos”, sostuvo Zbikoski, en diálogo con FM Show, el viernes último.

Además, el propietario del Tren Binacional Posadas – Encarnación, cuestionó la iniciativa del kirchnerismo duro en el Gobierno, para quedarse con parte de las empresas asistidas durante la pandemia del coronavirus. “Está prohibido hacer reducciones de personal, en nuestro caso además es imposible. No así con Techint, que cerró sus plantas y listo. Claridad con este tipo de cosas no hay. Están ensayando con aprietes políticos para quedarse con acciones de las empresas. Eso es grave”, prosiguió.

Más de 110 mil transportados por día

Lo cierto es que, con sus declaraciones, Zbikoski echó una luz sobre el oscuro problema de la recaudación del cuestionado oligopolio del transporte urbano posadeño. Es que, si son certeros los números brindados por Zbikoski sobre los pasajeros diarios, la facturación diaria del Grupo Z y de la firma Don Casimiro, oscilaría entre los 2,2 millones y los 3,3 millones de pesos diarios. Como es de público conocimiento, el costo del boleto prepago es de 20,50 pesos y el del boleto pagado con dinero, 28 pesos. En la práctica, 30 pesos, porque la mayoría de las veces, los choferes no tienen monedas para dar cambio a los pasajeros.

A esta fenomenal facturación en cash, cuyos números reales los maneja el propio Grupo Zbikoski, a través de la empresa subsidiaria Servicios Urbanos SA, hay que sumar los millonarios subsidios provinciales y nacionales que llegan directamente a las empresas. Sin mencionar el dinero que aporta el municipio de Posadas, para garantizar la rentabilidad del Grupo Z.

Además, las erogaciones del grupo empresario por los salarios de los choferes, son públicamente, desconocidas. Sólo se sabe que UTA Misiones no adhiere a los paros nacionales lanzados por UTA (Unión Tranviarios Automotor) para el interior del país. Medidas de fuerza que llevan semanas y dejaron a grandes ciudades como Rosario, sin transporte público.

La facturación de Zbikoski y la calidad del servicio

Con todo, los números de las empresas del Grupo Z (Nuestra Señora del Rosario, Don Casimiro Zbikoski y Tipoka), siguen siendo un misterio encerrado bajo siete candados. El Ejecutivo Provincial y los municipios del Gran Posadas, hasta el momento, se conforman con las declaraciones juradas de ganancias presentadas por las empresas. La famosa ecuación de la cantidad de pasajeros transportados por kilómetro recorrido sigue en poder de Zbikoski, a través de Servicios Urbanos SA, la firma creada para gestionar y explotar el sistema SUBE Misionero.

A tal punto resulta evidente la connivencia del poder político renovador con el Grupo Z, que jamás se impulsó la implementación de las tarjetas SUBE (Sistema Único de Boleto Urbano) nacional. Con ese sistema, los subsidios y otros beneficios podrían llegar directamente a los usuarios, sin pasar por las empresas. Queda en claro que Marcelo Zbikoski está pidiendo más asistencia millonaria del Estado, ahora escudado en la brusca reducción de los pasajeros diarios. Sin informar puntualmente, cuál es la facturación que manejan.   

En ese marco, cabe recordar que las líneas del Grupo Zbikoski, según denuncias de numerosas asociaciones barriales y de usuarios del transporte urbano, incumplen sistemáticamente los horarios, los recorridos y las frecuencias estipuladas en el pliego de concesión. Echo que queda reflejado en el deficiente servicio que prestan las aplicaciones de celular Moovit y BondiYa en Gran Posadas.

Comentarios