Provinciales

Alarmante falacia del presidente de la CELO

cargando anuncio

En medio de las protestas por falta de agua en Oberá, Pedro “Pilo” Andersson dijo que desde 2014 no se corta el servicio en esa ciudad.

Alarmante falacia del presidente de la CELO

En medio de las protestas por falta de agua en Oberá, Pedro “Pilo” Andersson dijo que desde 2014 no se corta el servicio en esa ciudad.Este mediodía socios de la Cooperativa Eléctrica Limitada de Oberá volvieron a marchar hacia la sede de la entidad a favor de protestar por las deficiencias en los servicios de luz y agua.

Desde lo cuantitativo la convocatoria volvió a ser un fiasco, apenas treinta personas como en la protesta del viernes último, pero en lo cualitativo el grupo de manifestantes pudo hablar con el flamante presidente de la entidad, que en materia de declaraciones, debutó de un modo impresentable.

Ante las quejas puntuales de un socio por los cortes de agua, Pedro “Pilo” Andersson le respondió que “desde el 2014 no se corta el agua en Oberà” (?)

Andersson, políticamente ligado al diputado provincial rovirista Rafael Pereyra Pigerl, asumió como titular de la cooperativa en diciembre pasado, tras los comicios y posterior asamblea que le devolvió a la renovación su influencia en el Consejo de Administración de la CELO.

El presidente Andersson salió a la calle junto al vice, Obdulio De Lima, y el tesorero, Néstor Mattos, a intentar responder las demandas de los manifestantes, en una reunión que estuvo exageradamente custodiada por la policía de la Seccional Primera y por la Guardia de Infantería. Hubo casi un policía por cada manifestante.

“Hasta acá”

La iniciativa volvió a estar a cargo de la socia Romina Mascareño, quién convocó a través de las redes sociales con el hashtag (etiqueta) “Hasta acá llegamos”. Esta vez no asistieron funcionarios ni candidatos políticos.

Andersson volvió a responsabilizar a la empresa provincial de energía, ex EMSA, por las fallas en la línea de 132 kW de la semana pasada. Y tuvo un fuerte intercambio con Mascareño, cuándo la mujer le enrostró que “al menos yo no estoy en rebeldía con la justicia”, en referencia a una causa que se le abrió a Andersson hace más de tres años por contrabando de cigarrillos con una multa que le aplicó la AFIP y que habría permanecido impaga. Andersson se defendió diciendo que él “tampoco” está en rebeldía con la justicia.

Luego los socios presentes firmaron un petitorio a favor de dejar sus demandas por escrito, que fue entregado en mesa de entradas de la CELO.

Como Misiones Cuatro viene contando hace años, la suma de la antigua corruptela, la presente desidia, la crónica abulia social y el clientelismo político que nunca se va, generan que nadie aborde los problemas de fondo: la falta de inversión en generación y distribución de energía eléctrica, y en la extensión sustantiva de la red de agua potable y cloacas. Fenómeno que reconoce como ineludibles y primeros responsables a quiénes gobiernan Misiones, y Oberá y la CELO, desde hace quince años.

Hay demasiada gente haciendo las cosas mal desde hace demasiado tiempo, como para que algo cambie.

Walter Anestiades

Comentarios