Provinciales

“Desregular el precio de la yerba, sería un error histórico”

cargando anuncio

Lo dijo el ex director del Inym por el sector productivo, Jerónimo Lagier, para quien la definición de los precios en laudo no se debe tomar como una tragedia, porque es un mecanismo de contrapeso a las negociaciones en un cuerpo colegiado como el del organismo.

“Desregular el precio de la yerba, sería un error histórico”

Lo dijo el ex director del Inym por el sector productivo, Jerónimo Lagier, para quien la definición de los precios en laudo no se debe tomar como una tragedia, porque es un mecanismo de contrapeso a las negociaciones en un cuerpo colegiado como el del organismo.POSADAS. El ex Director del INYM por el sector productivo, Jerónimo Lagier, advirtió que “desregular el precio de la yerba sería un error histórico”, al tiempo que buscó desdramatizar la definición de precios, que una vez más, terminó en laudo.

Para este productor, el mecanismo del laudo es un contrapeso para la definición de precios en un organismo colegiado como el INYM, en el que todos los sectores tienen poder de veto.

Lagier se mostró más bien conforme con el precio sostén fijado por Nación, de 7,02 pesos por el kilo de hoja verde y 26,04 para la yerba canchada. “El aumento fue del 11% para los dos (productores y secaderos) Fue un laudo salomónico”, dijo el productor, al tiempo que remarcó que el valor fijado, “no está muy lejos de la grilla de costos”.

“Desde que cambio el gobierno hay seriedad en el Ministerio y han cumplido a rajatabla los plazos legales”, subrayó el ex director.

 

“La propuesta de 50 centavos de dólar no tiene sustento”

Consultado sobre el pedido formulado desde APAM, para que el kilo de hoja verde cueste 50 centavos de dólar, Lagier explicó: “APAM está vinculada con el té, que es un producto que se exporta en un 98% de su producción y sí, lo podés ligar al dólar”, empezó.

“Pero en la yerba, en el análisis técnico no tiene sustento ese pedido, por más que a mí me beneficiaría. Si tenemos que analizar con seriedad el tema, las exportaciones de yerba son 12%. Y de ese 12%, el 85% debe venir de empresas integradas que tienen otros costos de producción”, puntualizó.

Para Lagier, un valor de cerca de 10 pesos por kilo de hoja verde impactaría negativamente en las exportaciones, porque Argentina compite con Brasil, que “está entrando con un precio un dólar por debajo nuestro”.

“Es un deber proteger a los pequeños productores”

Como en otras oportunidades, Lagier insistió en que se debe desplegar políticas que ayuden a proteger a los pequeños productores, que son los que más sufren por los incumplimientos de precios y la baja rentabilidad de la producción. “Habría que avanzar en el INYM con la propuesta de fijar la Unidad Mínima Productiva y proteger a los pequeños productores dándoles un precio diferencial”, sostuvo.

Los pequeños cultivadores, “son el 80% de los productores y entregan el 27% de la hoja. Por nuestro tejido social, nuestras tradiciones y costumbres, es un deber proteger a esos productores y darles un nivel de vida más alto”, sentenció el dirigente.

Respecto de las políticas públicas para los pequeños productores, Lagier apuntó a una disposición de la provincia que perjudica a las cooperativas de pequeños productores.

“Hay mucho pequeños productores nucleados en cooperativas y lamentablemente, la provincia toma como primera venta, la entrega de hoja verde a la cooperativa, que es una entrega a sí mismos. Entonces la venta de yerba canchada de esa cooperativa, está ‘pasada’ (sufre gravamen). Es menos beneficio para el productor que está cooperativizado”, cuestionó Lagier.

“En la Ley del INYM se propone fortalecer el cooperativismo. Es distinto ir a negociar 20 mil kilos de yerba (con los molinos), que juntarse con otros productores y negociar 200 mil kilos. El peso de tu negociación será distinto”, enfatizó.

Para Lagier, desregular el precio sería un “error histórico”

En esta línea, el dirigente se mostró en contra de una desregulación que golpearía a las unidades productivas con menos rentabilidad, las que tienen costos productivos más altos por la escala en la que producen –a mayor escala, menores costos productivos.

“Desregular sería un error histórico”, aseguró Lagier, subrayando que no debe tomarse como una “tragedia”, que el precio se defina en laudo, por fuera del seno del INYM. “En una mesa, un cuerpo colegiado, donde hay intereses encontrados, no es anormal no se llegue a un acuerdo y vaya a laudo. La figura del laudo es el contrapeso a la fijación de precios difícil, con intereses encontrados”, comentó.

Ligado a estos rumores de la desregulación que se empezaron a escuchar después de que fracasara la negociación de precios en el INYM, Lagier explicó que hay dos posiciones que tienen asidero. Por un lado, se habla de cambiar el requisito de unanimidad para la fijación de precios en el INYM, para favorecer el consenso.

Sin embargo, las asociaciones temen perder el poder de veto y que un lobby pueda fijar precios perjudiciales para la cadena yerbatera. “El problema de sacar la unanimidad tiene que ver con el miedo de algunas instituciones de perder poder de veto”, explicó Lagier.

Esta opción sería peligrosa, por la “tendencia a la concentración productiva que se está observando en los últimos años”, dijo Lagier.

Relacionadas:

Malestar en los productores por los nuevos precios de la yerba

Nuevos valores para la yerba

JMM.

Comentarios