Provinciales

Joven trans estuvo empleada durante 3 años en negro en el Ministerio de Educación, la discriminaron y despidieron, según denuncia

cargando anuncio

Se trata de Celeste De Lima, quien trabajaba como secretaria administrativa y asistente pedagógica desde 2019 hasta marzo del presente año y fue echada poco después de solicitar regularizar su situación laboral. Dijo haber sufrido maltratos y radicó una denuncia ante el Inadi que preside la renovadora K Silvia Risko.

Compartir
Compartir articulo

Joven trans estuvo empleada durante 3 años en negro en el Ministerio de Educación, la discriminaron y despidieron, según denuncia

POSADAS. Este martes, en pleno Día del Orgullo LGBT, se conoció una fuerte denuncia por discriminación de género, violencia laboral y precarización contra el Ministerio de Educación de la provincia, que preside Miguel Sedoff.

Según la denuncia de Celeste De Lima, una joven trans, estuvo empleada entre 2019 y 2022, trabajando en negro y con otra persona cobrando en su nombre hasta que la despidieron en Marzo, poco después de un sospechoso cambio de área en su lugar de trabajo, el Ministerio de Educación de la provincia, luego de que intentara regularizar su situación laboral.

De acuerdo con la denuncia que presentó ante el INADI y el Ministerio, que este martes hizo pública, trabaja “hace 3 años y medio en el Ministerio de Educación como secretaria administrativa y asistente pedagógica. Desde el principio mi situación no fue regular respecto a mi salario, ya que fue en negro y además, otra persona cobraba por mí. Cuando quise acercarme para regularizar mi situación respecto al trabajo en negro y hacer valer mis derechos, me cambiaron de área”, contó De Lima en la denuncia presentada ante el Ministerio, el pasado 24 de Mayo.

Ese sugestivo cambio de área laboral, “fue en el mes de febrero de este año, donde empiezan los malos tratos, gritos y humillaciones por parte de la Sra Lourdes Fernández, Coordinadora de Vinculación Pedagógica. Los Malos tratos siempre sucedieron, pero a raíz de este reclamo se han incrementado, solicito podamos trabajar en un ambiente libre de violencia”, prosigue la denuncia de De Lima.

“Estuve contratada en forma ilegal, porque otra persona recibía el contrato as mi nombre”

En diálogo con el Móvil de MisionesCuatro, Celeste De Lima, la primera persona transgénero que ingresa a la planta laboral del Ministerio, contó que sufrió “violencia laboral y discriminación. En dos oportunidades estuve en conflicto. Estuve contratada en forma ilegal, porque otra persona recibía el contrato as mi nombre. O sea, nunca estuve formalmente contratada en el Ministerio. Pero ante las cámaras sí estaba. Reclamé que legalicen esto en dos veces y la respuesta fue que no había cupos, siendo que la Ley (de Cupo Laboral Trans) dice que tengo que (derecho) a un trabajo fijo”, planteó De Lima.

“Tres años y medio estuve trabajando en negro y nadie en el Ministerio de dio respuestas. Hace 3 meses que estoy sin trabajo. Desde Marzo. Me retiré en marzo porque sufrí violencia. Le dije a quien era mi jefa, Lourdes Fernández, que no podía seguir trabajando en esas (condiciones)”, detalló De Lima, añadiendo que la llamó la Subsecretaria de Educación, quien “me dice que no soy la primera persona que sufrió violencia con la señora esta”.

De acuerdo con De Lima, esa subsecretaria le pidió que esperara un mes y que en Mayo la reubicarían en otra área. Pero pasado ese tiempo, no tuvo más respuestas y “hora sigo sin trabajo. Tuvimos mediación en el Cejume (Centro Judicial de Mediación), pero no se presentaron. No quieren llegar a un arreglo y no me queda más remedio que acudir a los medios. El trabajo dignifica a una persona”, expresó la joven que estuvo precarizada durante más de 3 años en el Ministerio de Educación.

La irregularidad del contrato y la denuncia al INADI de Risko

Por otra parte, De Lima contó que, al ingresar en la planta laboral del Ministerio, le dijeron que el contrato tardaría varios meses en confeccionarse. Ante la posibilidad de estar meses sin ingresos, De Lima optó por aceptar la irregularidad del contrato en negro a nombre de una tercera persona. De esa forma, ella no perdería una asistencia como persona vulnerable, que estaría percibiendo, “para comer, pagar el alquiler y subsistir”. “Ahora, supuestamente, pusieron a otra persona trans en mi lugar y sí le dieron le brindaron todo lo que a mí no me brindaron”, sostuvo.

La joven trans presentó una denuncia por discriminación contra funcionarios del Ministerio ante la delegación local del INADI, que preside la ex diputada renovadora K, Silvia Risko. Ahora, resta saber si la denuncia ante el Inadi seguirá su curso o será cajoneada.

Comentarios