Economía

Las boletas de EMSA pueden bajar hasta un 65%, a partir del uso de paneles solares, afirman

cargando anuncio

Según Daniel Ferreyra, propietario de la PyME NebuSol, dedicada a la instalación y reparación de equipos fotovoltaícos y térmicos, el nivel de ahorro es altísimo. Sin embargo, aclaró que, por los precios dolarizados y los impuestos, la inversión a realizar también es muy elevada.

Compartir
Compartir articulo
Las boletas de EMSA pueden bajar hasta un 65%, a partir del uso de paneles solares, afirman

POSADAS. Daniel Ferreyra, el propietario de la empresa NebuSol, una PyME dedicada a la instalación y reparación de paneles solares en Misiones, usuarios de energía solar de Misiones lograron abaratar el consumo y las facturas de energía eléctrica en un 65%, lo que demuestra la importancia de estos equipos para reducir los costos de las facturas e incluso, de la producción industrial en el sector Pyme.

En diálogo con MisionesCuatro, Ferreyra contó que la Pyme Nebusol, tiene 12 años de trayectoria en Misiones, logrando hitos como el primer nebulizador a energía solar del mundo. Y el primer quirófano solar de Sudamérica, en el Chaco. Pero con la pandemia del coronavirus y la cuarentena de casi 8 meses decretada por el gobierno nacional, enfrentaron una crisis, “acomodándonos y haciendo recortes. Para que la tecnología siga llegando a la gente”.

Paneles solares, uno de los productos más vendidos en cuarentena

“Está muy complicado todo. No hay una visión del gobierno para garantizar trabajo a la gente. Nosotros siempre fuimos generadores de empleo. El trabajo es dignidad. Es lo que venimos haciendo en estos 12 años. Hemos tenido un crecimiento y una meseta. Las Pymes sobrevive porque tenemos la capacidad de adaptarnos muchísimo. Ahora, no sólo instalamos equipos solares, en sus variantes térmica y fotovoltaica. Sino que también reparamos todo tipo de equipos. Eso hizo que podamos sostenernos en este año (2020) que fue caótico”, confió Ferreyra.

Para este emprendedor, la energía solar viene desarrollándose desde principios del siglo XX, por lo que “el problema es el cambio de paradigma”. “Volcarse a la fotovoltaica implica dejar estos sistemas de energía convencional que causan problemas. En Misiones tenemos baja tensión, sube la luz y te vuelan los equipos de casa”, indicó Ferreyra, insistiendo en que las personas deben comprender que pueden generar la energía que utilizan en sus viviendas y fábricas.

https://www.facebook.com/misio4/videos/353021542794642

“Con este tipo de sistemas, no sólo se puede alimentar tu casa, sino también el aserradero, una fábrica y una oficina. No hay limitaciones (en la generación)”, dijo Ferreyra.  

Sin embargo, la actividad presenta limitaciones por la altísima carga fiscal y por los insumos dolarizados. “Trabas tenés por todos lados, las cargas impositivas son extremadamente altas. Y si no pagás impuestos, no podés trabajar. Después están los costos. A la Argentina llegan cosas que tienen un precio lógico, pero cuando se comercializan”, los posibles usuarios “no lo pueden hacer”, se lamentó. “Los termo-tanques térmicos solares oscilan entre los 750-800 dólares. Y después tenés la instalación”, graficó Ferreyra.

No obstante, el nivel de ahorro de energía eléctrica que se puede lograr con las placas solares, es muy importante, llegando a superar el 60%, según el emprendedor. “Tengo muchos clientes de casa de familia que funcionan muy bien. A un cliente le bajó un 65% la boleta de luz”, recalcó Ferreyra, al tiempo que insistió en que “se requiere una inversión y una intención de hacer esto”.

Comentarios