Provinciales

“Pedimos que se laude contemplando la grilla de costos del INYM”

cargando anuncio

El dirigente yerbatero Julio Petterson se refirió al “histórico” logro de la cupificación y limitación de plantaciones, subrayando que se pedirá que la medida sea progresiva y no afecte a los pequeños productores. Pero advirtió que el laudo tiene que salir, en torno a los $6,10.

“Pedimos que se laude contemplando la grilla de costos del INYM”

El dirigente yerbatero Julio Petterson se refirió al “histórico” logro de la cupificación y limitación de plantaciones, subrayando que se pedirá que la medida sea progresiva y no afecte a los pequeños productores. Pero advirtió que el laudo tiene que salir, en torno a los $6,10.POSADAS. El dirigente yerbatero Julio Petterson resaltó el logro histórico conseguido ayer con la resolución 059/17 del Instituto Nacional de la Yerba Mate, que entre otros puntos, establece la cupificación de las cosechas y limitación de las plantaciones hasta 2019. El referente destacó por otra parte, la conformación de una Mesa de Fiscalización integrada por productores, a través de la cual se podrá controlar al directorio del organismo y al mismo tiempo, canalizar las denuncias de irregularidades, sin ningún riesgo para los productores. Asimismo, Petterson se defendió de las críticas vertidas por los diputados kirchneristas del PAyS Héctor “Cacho” Bárbaro y Martín Sereno, quienes denunciaron que las restricciones afectan a los minifundistas: “La ley dice de mayor a menor”, puntualizó el productor, señalando que las limitaciones se aplicarán en menor medida a los que disponen de menor cantidad de tierras productivas.

Respecto de la Mesa de Fiscalización integrada por seis productores titulares y seis suplentes, Petterson explicó que se pidió esto para canalizar las denuncias y proteger a los productores. “La idea fue crear esto porque no puede ser que cada vez que tengamos que presentar pruebas de incumplimientos (de precios), haya productores que se quedan sin vender sus productos porque otros secaderos ya no les compran. Queríamos resguardar al productor”, explicó.

Por otra parte, Petterson recordó que la cupificación y la limitación de plantaciones, se solicitó muchas veces en el INYM, pero el directorio sólo accedió al reclamo con los productores y tareferos movilizados, y cientos de tractores llegando a Posadas, a la sede del INYM, que permaneció tomada y con acampes por casi una semana. “Once directores votaron a favor, sólo una industria votó en contra”, subrayó al respecto de la inacción del INYM de los últimos 15 años respecto de los pedidos de cupificación para los tiempos de sobreoferta.

Consultado por MisionesCuatro, Petterson explicó que con el acuerdo logrado ayer, habría garantías para el pago al contado porque además de los 300 millones de pesos que enviaría Nación a través del Fondagro, la provincia aportaría otros 200 millones con una tasa subsidiada del 100% en los primeros seis meses y del 50% en los seis meses subsiguientes. Así, los secaderos podrán hacer frente a sus obligaciones, pagar al contado a los productores y sentarse a negociar en mejores términos con la industria. Con 12 meses de financiación, y no tres meses como el año pasado, el secadero tiene tiempo de girar la plata, pagar y respirar. No entran debiendo a ningún molino. Es muy complicado sentarte a negociar con un tipo a quien le debes antes de presentarle algo, analizó el dirigente sobre uno de los puntos que incidían en los incumplimientos de precios.

“No es una solución definitiva, sino sólo para este año”, aclaró Petterson sobre el financiamiento del pago al contado.

Entrando en el tema de la cupificación y limitación de las cosechas, el dirigente explicó que hay varios temas que juegan un papel en la “supuesta sobreproducción que denuncian los molineros”, aunque con la cupificación y limitación del 20%, debería regularse la oferta y demanda. “Con el Convenio de Corresponsabilidad se blanquearon muchísimos kilos que antes no estaban en el mercado. Además, hay millones de kilos reemplazados por palitos molidos”, advirtió Petterson sobre la maniobra para hacer más pesados los paquetes de yerba elaborada, haciendo perder calidad al producto.

“Con la regulación cuando haya sobreproducción, se aplica el 20% de la cupificación y así el mercado debería estar regulado”, comentó.

En este punto, Petterson se defendió de las críticas de los diputados kirchneristas del PAyS, Héctor “Cacho” Bárbaro y Martín Sereno, que habían denunciado que los yerbateros que protestaban frente al INYM habían pedido la cupificación para todos por igual, incluidos los minifundistas que poseen menos de 10 hectáreas. “Con la mesa de trabajo o de fiscalización, vamos a pedir que no se toque a los chicos. Fuimos muy criticados por Bárbaro y Sereno, que dicen que pedimos la cupificación para todos. No es así. La Mesa de Trabajo junto al INYM van a tener que definir cómo la aplica (la cupificación y limitación de plantaciones). La Ley dice de mayor a menor. El porcentaje (de limitación) es más grande para el que tiene más. Hay que ver a partir de cuántas hectáreas se aplica”, precisó el dirigente que ayer, frente al INYM había comentado que debieron solicitar una cupificación para todos, porque hay varios molinos con cientos de testaferros que podrían escapar a la medida si se pusiera un límite relativamente elevado.

Otro de los temas que están en discusión es el precio y si bien hay un compromiso del gobierno provincial para que el laudo salga antes del inicio de la cosecha en Abril, en caso de no fijarse el precio sostén por parte del Ministerio de Agroindustria, podría haber un nuevo conflicto. Al respecto, Petterson se mostró confiado aunque aclaró que el precio que fije Nación debe contemplar lo que establece la grilla de costos del INYM, que determinó un precio mínimo de entre 6 y 6,50 pesos por kilo de hoja verde. “El precio va a salir sí o sí. Pedimos que se laude teniendo en cuenta la grilla de costos, 6- 6,50 pesos. El laudo va a entrar a regir de Abril en adelante. El compromiso está hecho con el gobernador (Hugo Passalacqua)”, finalizó el dirigente agrario.Oxt.

Comentarios