Provinciales

Carolina Pavón recupera fuerzas en Misiones

cargando anuncio

Se trata de la mujer que estuvo 9 meses sin poder salir de Egipto, luego de una orden de restricción interpuesta por su ex esposo, tras un conflictivo divorcio. Espera poder ver a sus hijas a fin de año. Tras regresar a la Argentina, ahora vive en su Montecarlo natal.

Carolina Pavón recupera fuerzas en Misiones

Se trata de la mujer que estuvo 9 meses sin poder salir de Egipto, luego de una orden de restricción interpuesta por su ex esposo, tras un conflictivo divorcio. Espera poder ver a sus hijas a fin de año. Tras regresar a la Argentina, ahora vive en su Montecarlo natal.Carolina Pavón dijo que “luchará por conseguir un régimen de visita” para poder ver a sus hijas, que quedaron en Egipto viviendo con su padre. “Necesito ver a mis hijas, no tengo contacto con ellas”, se lamentó y afirmó que, confía en la Justicia de ese país.

“Agradezco la ayuda del Estado argentino y de la Justicia egipcia, gracias a ellos conseguí el divorcio y ahora en un plazo de nueve meses o un año comenzará un juicio abierto en el cual voy a buscar que me den el derecho de visita”, dijo al salir de un encuentro que mantuvo el martes en Posadas con el gobernador Hugo Passalacqua.

La mujer que regresó a la Argentina en marzo, hoy vive en su casa de Montecarlo, donde recupera fuerzas junto a su familia.Cabe recordar que no podía salir del país norafricano por una orden de restricción que interpuso su ex esposo Mahmoud Tarfa cuando la relación conyugal había llegado a un punto de no retorno y ella pidió el divorcio.

De la medida, vigente entre abril de 2016 y febrero de este año, ella se enteró recién en junio, cuando estaba en el aeropuerto de El Cairo, a punto de embarcarse para Argentina, relató al Diario Popular. Fue necesario que saliera la sentencia de divorcio para tramitar otro juicio que levantó la restricción de salida del país y gestionar el levantamiento del bloqueo en el sistema informático de Migraciones.

Leer también: Misionera atrapada en Egipto, el peor país para ser mujer según un estudio 

La instancia judicial del divorcio fue tramitada por Carolina como ciudadana egipcia, para tener más derechos y fue llevada adelante por un abogado de ese país, al igual que la causa por el régimen de visitas.

Sobre las características del régimen de visita, Carolina explicó que “tendrá en cuenta que yo no vivo en Egipto” y sus abogados tratarán de que “se acumulen los días” de visita no gozados durante el año “como algo especial, para que cuando viaje para allá pueda verlas a ellas no dos veces a la semana sino todo ese tiempo que no estuve en el año”.

Respecto de la posibilidad de que, una vez regulados judicialmente el tiempo compartido con sus hijas, las niñas puedan venir a Argentina como parte de estos encuentros, la mujer admitió que, por el momento, lo ve más difícil porque “el régimen de visita es muy limitado, y sólo regula la posibilidad de que yo las visite, no que ellas a mí”; y para lo otro “haría falta la autorización del padre”.

vb

Comentarios