Provinciales

Ortt: “La mayoría de los productores no cobramos en efectivo”

cargando anuncio

Carlos Ortt (Apam) enfatizó que es crítica la situación de los productores y reveló que sólo en casos muy excepcionales, se ha cobrado en dinero. “La mayoría cobramos con cheques a Marzo, Abril, Octubre y Noviembre”, lanzó el dirigente, quien cargó contra los directores del INYM.

Ortt: “La mayoría de los productores no cobramos en efectivo”

El referente de APAM, Carlos Ortt enfatizó que es crítica la situación de los productores y reveló que sólo en casos muy excepcionales, se ha cobrado en dinero. “La mayoría cobramos con cheques a Marzo, Abril, Octubre y Noviembre”, lanzó el dirigente, quien cargó contra los directores del INYM por el sector productivo. “Han tomado decisiones arbitrarias y personales, han hecho arreglos. Estas decisiones no se toman si no hay un beneficio”, denunció.POSADAS. “La situación para el sector productivo de Misiones, no es nada buena. Las respuestas de la provincia no se han podido ver. La situación sigue parecida en los dos productos madre de la provincia, la yerba mate y el té. Si hacemos un balance, la situación no es nada cómoda”, puntualizó el dirigente de APAM (Asociación de Productores Agropecuarios de Misiones), Carlos Ortt, en diálogo con MisionesCuatro. El dirigente agrario dijo que la situación sigue siendo crítica y en el caso del sector yerbatero, son muy excepcionales los casos de productores que hayan cobrado en efectivo, prevaleciendo los pagos con cheques que se pueden cobrar recién entre Marzo y Octubre del año entrante. En este contexto, Ortt cuestionó a los directores del INYM por el sector productivo -Walter Hochmut, Jerónimo Lagier y Jorge Haddad-, por acordar un precio sostén que está por debajo de las expectativas. Y dejó a entrever que pudo haber algún tipo de soborno a estos funcionarios, porque cuando este tipo de decisiones se toman de forma inconsulta y “arbitraria”, “siempre hay un beneficio”.

“El INYM ya está descartado como una herramienta que soluciona los problemas para el sector productivo. Se volvió un organismo burocrático y una máquina de prohibir todo lo que se pueda hacer, si no se pasa por sus manos previo abono para (cualquier emprendimiento)”, disparó Ortt, molesto con el actual funcionamiento del ente nacional destinado a regular el sector yerbatero y proteger a cada uno de los eslabones de la cadena yerbatera –trabajadores, productores, secaderos e industrias.

“Y por parte de la provincia, no pasamos de las palabras. Siempre fueron mentiras o intentos (fallidos) Es un gobierno que no se ha preocupado por la producción madre de la provincia”, sentenció Ortt, en tono crítico hacia la gestión del gobernador Hugo Passalacqua. Cabe acotar que en términos económicos, la producción yerbatera no es la más importante, pero se la considera la producción madre, porque nuclea a la mayor parte de los productores agrarios de Misiones –donde prevalecen los minifundios y las pequeñas unidades productivas.En cuanto a la presente situación de los productores, culminada la zafra, Ortt no dejó dudas respecto de la crisis: “No existe persona alguna, salvo excepciones, por alguna cercanía, amistad o situación extrema, que haya cobrado su materia prima, en su totalidad (en efectivo). La mayoría no hemos podido cobrar y estamos con cheques en la mano para Marzo, Abril, Octubre y Noviembre (del 2017). No podemos afrontar la situación ni las obligaciones con los trabajadores”, fustigó el dirigente de APAM, para quien, “la mayoría de los yerbales están relativamente abandonados”, producto de esta iliquidez que afecta al sector productivo.

No es menor que Ortt haya mencionado en esta nota, el conflicto por el reclamo de cosecheros de la yerba de la zona centro, que acamparon por más de una semana frente a la gobernación, exigiendo asistencia económica y alimentaria en momentos en que no tienen cosecha ni medios de sustento. Para el productor, este conflicto se debe a los problemas estructurales de la actividad yerbatera, que ponen en jaque no sólo a los trabajadores, sino también a los agricultores que son los tomadores de mano de obra.

Consultado sobre si los productores solicitarán una revisión sobre el accionar de los directores del INYM que representan al sector productivo, Ortt explicó: “Desde que se fijaron los nuevos valores de la hoja verde, ya tuve mis dudas y pedí medidas de ese tipo. Dejaron mucho que desear en la representación de los productores. Han tomado decisiones arbitrarias y personales, han hecho arreglos. Estas decisiones, generalmente no se hacen si no hay un beneficio. Por eso tenemos dudas y creo que el Instituto se merece un recambio, por lo menos, en el sector productivo”, sentenció el dirigente de APAM.

“Cada sector pelea por lo que le corresponde”, dijo Ortt, insistiendo en que uno de los sectores con mayor representación, “es el que está actualmente, más deteriorado. Esperemos que haya una revisión de estos representantes que no están dando respuesta alguna al sector”, bramó Ortt, dando voz al malestar de los productores con los funcionarios del INYM.

El rechazo a los directores se agudizó tras el acuerdo del precio sostén, en Septiembre, en el seno del Inym y con el voto de todos los directores –también los industriales. El Directorio acordó un precio sostén de 5,10 pesos por el kilo de hoja verde y 19,20 pesos para la canchada, pero el mandato del sector productivo era de fijar un precio mínimo de 6,20 pesos. El acuerdo evitó que el precio vaya a laudo y que el Ministerio de Agroindustria fije los valores –históricamente, se lauda por debajo de los precios esperados-, pero desnudó las fracturas en el seno productivo. Además, cabe destacar que sigue prevaleciendo el pago en plazos de entre 6 y 12 meses, con lo que el valor efectivo de la yerba cae aún más, porque en los meses entre el cobro y la efectivización de los cheques, la inflación va corroyendo el poder adquisitivo de las acreencias.Oxt.

Comentarios