Política

Polémica por la Ley de Educación Sexual Integral

cargando anuncio

Mientras está en discusión la reforma del artículo 5 de la ley 26.150, que permite a las instituciones escolares “adaptar” los contenidos ESI al “ideario de la comunidad”, se dio interesante un contrapunto entre las posturas del asesor del consejo de Pastores de Misiones, Horacio Martínez, y la docente trans Rosario Schmidt.

Polémica por la Ley de Educación Sexual Integral

A horas de la realización de una marcha en contra de la modificación de la ley de Educación Sexual Integral, para garantizar la implementación plena de la normativa sancionada en 2006, hubo un interesante cruce de posturas entre el asesor del consejo de Pastores, Horacio Martínez y la docente trans Rosario Schmidt.POSADAS. A horas de la realización de una marcha en contra de la modificación de la ley de Educación Sexual Integral, para garantizar la implementación plena de la normativa sancionada en 2006, hubo un interesante cruce de posturas entre el asesor del consejo de Pastores, Horacio Martínez y la docente trans Rosario Schmidt.

Mientras está en discusión la reforma del artículo 5 de la ley 26.150, que permite a las instituciones escolares “adaptar” los contenidos ESI al “ideario de la comunidad”, el asesor del consejo de Pastores de Misiones, Horacio Martínez, aseguró que continuarán las marchas en contra de lo que consideran la peligrosa introducción de una “ideología de género” en la formación de los niños, niñas y adolescentes.

Por su parte, la docente trans Rosario Schmidt, insistió en que sólo se trata de lograr que los alumnos se valoren como personas, sin incidir en la elección de cómo vivir su sexualidad. Además, vinculó las movilizaciones de “No te metas con mis hijos”, con el rechazo a la ley de Divorcio, pues en ambos casos, los grupos conservadores cristianos advertían sobre un riesgo de destrucción de las familias.

Esta mañana, Martínez, uno de los referentes de las marchas #ConMisHijosNoTeMetas, habló con MisionesCuatro sobre el tema, asegurando que “más allá de cualquier creencia, (este movimiento) nuclea a padres que quieren hacer visible su desacuerdo con la forma en la que se quiere implementar la educación sexual en los distintos niveles de enseñanza de la República”, explicó.

El asesor del consejo de pastores, insistió en que “ninguno de los padres está en desacuerdo con la enseñanza de educación sexual”, y tampoco están en contra de la ley vigente. “La ley vigente dice que se tiene que respetar la declaración confesional de cada colegio y en aquellos colegios públicos con educación laica y sin connotación religiosa, se tiene que respetar la objeción de conciencia de un docente y también se debe dar amplia participación a los padres con materiales y sugerencias”, comentó.

“No es lo mismo el material de enseñanza que debe tener un chico de Capital Federal que un chico de los pueblos originarios, porque son realidades socioculturales distintas”, agregó Martínez.

La resistencia a la ley de ESI, como aquellas contra el Divorcio

Luego, la docente trans Rosario Schmidt, brindó su punto de vista respecto de la controversia, que justamente, coloca el eje en el reconocimiento y respeto a la diversidad sexual y a los colectivos de gays, lesbianas, transgéneros y personas intersex, entre otros.

La profesora comenzó señalando que en Posadas, existen sólo dos colegios privados, siendo los demás, colegios públicos de gestión privada, por lo que el Estado paga los sueldos y garantiza el funcionamiento de esas instituciones, muchas de las cuales, ahora se oponen a la inclusión de contenidos ESI no adecuados al “ideario institucional”

“Buscamos que el alumno se valore como persona, lo que haga va a ser decisión exclusiva de él. No porque lo obligaron. Basta de decir sandeces. Vamos a instruirnos y prepararnos”, pidió Schimdt, dando por tierra con el argumento esgrimido por los fundamentalistas cristianos, que sostienen que enseñar una temática LGBTI sería “contaminar” o incidir en la sexualidad de los alumnos.

“Los padres de uno, nunca hablaban de sexualidad, hasta el día de hoy, sigue siendo un tema tabú”, insistió la profesora de Matemática.

Por otra parte, Schmidt –quien fuera reconocida a nivel nacional porque sus alumnos impidieron que fuera despedida tras su cambio de género-, enfatizó que se ha sentido discriminada en muchas oportunidades, pero sobre todo, por los adultos y no por los adolescentes.

Asimismo, Schmidt, estableció un parangón entre la actual resistencia a los cambios en la ley de ESI con los que se alzaron contra la ley de Divorcio Vincular, en el regreso de la Democracia. “Ese grupo (que actualmente rechaza contenidos LGBTI de la ESI), decía entonces, si se aprueba la ley de Divorcio, se va a destruir la familia. Salió la ley, pero, ¿se destruyó algo? No”, subrayó la docente.

En esta línea, Schmidt, recordó que en la época del proceso militar, muchos gays tuvieron que casarse con mujeres para no ser secuestrados, torturados y desaparecidos. La ley de Divorcio, según la profesora, vino a subsanar esa situación. “Lo mismo pasó cuando se debatió la ley de Matrimonio Igualitario. No se destruyó la familia”, sentenció.

“El problema es que las Iglesias pierden poder, porque ya no les van a permitir (definir contenidos ESI)”, expresó Schmidt, apuntando al centro del debate sobre el artículo 5 de la ley 26.150, que justamente, habilita a las instituciones a adecuar la Educación Sexual Integral, según sus criterios.

Schmidt cruzó a Martínez, enrostrándole que no sabe sobre educación, al proponer que la ley de ESI tiene que tener en cuenta las particularidades socioculturales de comunidades alejadas y muy diferentes de las grandes orbes como Capital Federal. “El Consejo Federal de Educación es para todos los colegios, no hace diferencias. Ellos hacen diferencias. No enseñan muy bien (la Educación Sexual Integral)”, fustigó.

Leé también:

Debate por la ley ESI: “Con el Divorcio, no se destruyó la familia”
“Los padres no están en desacuerdo con la educación sexual”

jmm.

Comentarios