Política

En la gestión de Benmaor “entraron 50 trabajadores en negro”

El delegado de ATE en Desarrollo Social, Juan Antúnez, consideró “lamentables” los argumentos del ministro para dar cuenta de los trabajadores precarizados en su cartera y le recordó que ha firmado la contratación de decenas de precarizados que serán heredados por el próximo ministro.

En la gestión de Benmaor “entraron 50 trabajadores en negro”

El delegado de ATE en Desarrollo Social, Juan Antúnez, consideró “lamentables” los argumentos del ministro para dar cuenta de los trabajadores precarizados en su cartera y le recordó que ha firmado la contratación de decenas de precarizados que serán heredados por el próximo ministro. En una dura réplica a uno de los planteos del ministro, que dijo haber heredado el problema, Antúnez insistió en que el ex ministro Losada y Benmaor, “son parte del mismo frente renovador que gobierna la provincia desde 2003”.POSADAS. Luego del endeble argumento del Ministro de Desarrollo Social, Lisandro Benmaor, intentando justificar la permanencia de al menos 90 empleados precarizados con sueldos de miseria, el delegado de ATE en la cartera, Juan Antúnez, salió a responderle en duros términos y, entre otras cosas, le recordó que durante su gestión ingresaron otros 40 o 50 trabajadores contratados en negro.

“Decir precarizado no suena bien. Podríamos decir trabajadoras en negro, excluidas, marginadas. Son compañeras que están trabajando hace 15 años”, lanzó Antúnez en referencia a la forma en la que trató el tema uno de los ministros de peor imagen del gabinete provincial.

En cuanto a los dichos de Benmaor, quien, muy nervioso dijo ayer que los trabajadores precarizados habían sido heredados de la gestión del ex ministro –ahora alcalde de Posadas- Joaquín Losada, Antunez se mostró lapidario: Losada y Benmaor, “son parte del mismo frente renovador que gobierna la provincia desde 2003 e incluso antes, porque hay funcionarios que vienen de 1999”.

Es preciso destacar que tanto Losada como Benmaor construyeron sus espacios políticos al calor de la gestión -y los recursos- del Ministerio de Desarrollo Social. Así, el cardiólogo pediátrico lidera el Mosomi (Movimiento Social Misionerista), con el que aspira a competir en las próximas elecciones, solventando sublemas que respondan a su conducción.

Benmaor hizo ingresar a 40-50 contratados en negro

Asimismo, recordó que muchos de los empleados de planta, en su momento “entramos aceptando condiciones de precariedad”, porque no tenían otra opción. “Los que gobiernan la provincia deberían replantearse las políticas para generar empleo genuino”, puntualizó.

Molesto por los dichos del ministro, Antúnez advirtió que el planteo parece ser “‘arreglate porque aceptaste (el contrato precario) y si no te gusta, buscá otra alternativa’. Lamentamos sus comentarios. ¿Cuál será la alternativa? Incorporar a otras trabajadoras en negro, que reemplacen a las que se vayan”, fustigó Antúnez, poniendo el foco en la práctica precarizadora de Benmaor y sus antecesores en Desarrollo Social.

En esta línea, Antúnez le recordó al cuestionado ministro rovirista, que en su gestión “aparecieron 40 o 50 nuevos contratados en negro. Puede ser que los ministros no los tomen como trabajadores, mientras están en su gestión. Pero se van y dejan a esas personas trabajando que se sumarán (a los reclamos de formalización laboral). Ya hay gente de su línea que están hablando con nosotros (los delegados de ATE), y no se animan a salir a reclamar, porque les sacarían lo poco que tienen”, denunció el sindicalista.

Con este planteo, el delegado apuntó al otro rasgo de la precarización laboral en el Estado misionero, la necesidad de la patronal –en este caso, representada por Benmaor- de disciplinar a los trabajadores que pueden despedir sin más ni más, no renovando contratos basura. Y aclaró que los precarizados que deje Benmaor cuando se vaya del Ministerio, engrosarán a los trabajadores que reclaman el pase a planta y provienen de la gestión de Losada.

El aumento de los salarios de miseria de los precarizados en DDSS

En cuanto a los aumentos anunciados por Benmaor –dijo que las cuidadoras y otros precarizados pasarían a cobrar 7 mil pesos mensuales-, Antúnez dejó en claro que no pueden festejar estos montos, más allá de considerar positivo, cualquier aumento.

“No podemos festejar que trabajadoras cobren 5 mil pesos. Son madres y padres (con familias). No tienen obra social ni aportes previsionales. Ninguna debería estar en negro. Benmaor no habla de la planta permanente. Cobrar un poquito más es una necesidad concreta que saludaremos. Pero nuestro planteo es que les paguen el Salario Mínimo Vital y Móvil (hoy está en los 10 mil pesos) mientras no las pasen a planta o a contrato con relación de dependencia”, sentenció el delegado.

Leé también: Benmaor, muy incómodo ante la consulta sobre la precarización en su cartera
Benmaor sigue ignorando a las trabajadoras de guarderías
Hay “discriminación a las mujeres” en Desarrollo Social

JMM.

Más noticias
Comentarios

Más de politica

Policiales
Espectáculos
Nacionales